Loader
 

AC Milán: Declive de un grande

AC Milán: Declive de un grande

Jorge Andres Chaves Piñeros
Cygabogadosasesoresconsultores@gmail.com

“Cuando construyes Pompeya y un volcán la destruye, queda solo el recuerdo de una ciudad extraordinaria”

Luca Serafinni

Querida familia de Fan One Sport:

Arrancamos hoy un escrito más, con esa frase demoledora de uno de los comentaristas rossonero más reconocidos en Italia. Serafinni en su frase se refiere a Berlusconi como ese volcán que acabó con la Pompeya rojinegra de Milán, con el equipo Rossonero, que a la fecha es el segundo mas ganador en la UEFA Champions League, ese, que en la Serie A ostenta 15 títulos en su historia; ese mismo equipo donde brillaron nombre para la posteridad como  Marco van Basten, Ruud Gullit, Frank Rijkaard, Carlo Ancelotti, Roberto Donadoni, Franco Baresi, Paolo Maldini o Alessandro Costacurta entre otros. Ese que en sus filas cuenta con el ‘dios’ sueco que a sus 39 años crea magia en cada balón que toca y destruye a la defensa de cada rival que enfrenta, Zlatan.

Sí, hoy les hablo desde esa parte roja y negra de mi corazón llamada Associazione Calcio Milán,  pero escribiremos hoy recuerdos tristes, no para llorar, es mas bien para agradecer el momento que los hinchas rossoneri estamos viviendo hoy, pues de nuevo y después de muchos años, IL DIÁVOLO ha vuelto a sus andadas, es líder invito a la fecha con 17 puntos, se impuso nuevamente en el Derby de la madonnina ante el Internazionale y sus estrellas, lleva un total de 16 tantos anotados y todo parece indicar que como el ave fénix vuelve de las cenizas.

Pero hoy hablaremos de eso, de esas cenizas que llevaron al fracaso y la ruina a un Milán que lo tuvo todo para ser el mejor plantel del mundo, así que sin más, comencemos.

Benvenuti amici

TODO TIENE SU FINAL, NADA DURA PARA SIEMPRE

El primer motivo por el que el Milán se vino abajo fue por la no renovación a tiempo de su plantilla, recordemos que en esa última gran temporada 2006-2007, en la que a nivel internacional lo ganó todo (Champions, Supercopa de Europa y Mundial de Clubes) poseía dentro de sus filas a soldados que ya quizás estaban quedando en sus ultimas municiones y no les quedaba gasolina para llegar muy lejos, razón que los llevó a no poder rendir a su máximo nivel como hasta esa temporada, veamos algunos casos de esos jugadores y hasta cuando se quedaron en el club:

  • El portero Dida estuvo presente hasta el 2010 con 36 años
  • El mítico Defensa Paolo Maldini que se retiró en 2009 a los 41 años
  • El escudero Alessandro Nesta se marchó a la MLS en 2012 a los 36 años
  • El lateral brasileño Cafú culminó contrato del 2008 con 38 años
  • El checo Jankulovski estuvo presente hasta el 2011 con 34 años
  • El incomparable Genaro Gattuso que se marchó a la liga suiza en 2012 34 años
  • Massimo Ambrosini fichado por la Fiorentina en 2013 a los 36 años
  • El hombre del estilo propio Clarence Seedorf se fue al Botafogo el 2012 a los 36 años
  • El histórico delantero y ariete de mil batallas Filippo Inzaghi que se retiró en 2012 a los 39 años

 

Como vemos, el A.C. MILÁN ganador de todo, se deslumbró por el éxito y se olvidó que el tiempo es un enemigo que no perdona y mucho menos olvida a la postre de esa temporada de oro, el rojo y negro no priorizó la renovación de su plantilla y se dedicó a jubilar a sus estrellas todos entre los 34 y los 41 años de edad.

Como dice una mítica canción de salsa con la que abrimos esta primera parte “todo tiene su final, nada dura para siempre, tenemos que recordar que no existe eternidad”

NO PUEDES TENER UN CARRO DE PRIMERA CON REPUESTOS DE SEGUNDA MANO

Y sí, como lo dice el título, si posees un Ferrari Testarossa debes mantenerlo con implementos de primera, algo que evidentemente el Milán no aplicó. Continuando con el punto anterior, IL Diávolo se dio el lujo de mantener no solo a los artistas del balón más longevos, sino que además los contrató y los trajo a casa a jugar como superestrellas, aun cuando ya estaban o en el declive de su carrera o en las etapas iniciales del mismo, Cinco ejemplos de esto son:

  • DAVID BECKHAM: el otrora llamado Spice Boy para enero de 2009 ya gozaba de la edad de 33 años y llevaba año y medio en la MLS, duraría solo seis meses en la disciplina rossonera para en el verano del 2009 regresar a Los Ángeles Galaxy y nuevamente para enero del 2010 volvería a la disciplina milanista para jugar otros seis meses ya con 34 años.

  • ANDREI SHEVCHENKO: El famoso Sheva llegó también en calidad de préstamo en el verano de 2008 a la ya entrada edad de 32 años, distó mucho de sus tardes de goles y sonrisas, se marchó de regreso al Chelsea sin pena ni gloria.

  • RICARDO IZECSON DOS SANTOS LEITE: El famosísimo “Kaka” el último mortal ganador del Balón de Oro antes de Cristiano y Lionel, – y la milagrosa aparición de Luka Modric en 2018 -, para aquel 2013 distaba mucho de ese premio recibido y ya gozaba de 31 años de edad afectado por las lesiones y el síndrome del Real Madrid que lo convirtieron en la sombra inerte de ese gran jugador que alguna vez logró ser.

  • GIANLUCA ZAMBROTTA: “Il espresso de Como” llegó del F.C. Barcelona en verano de 2008 a la edad de 31 años y por un valor superior a los 11 Millones de Euros, estuvo hasta la temporada 2011-2012 con un total de 107 partidos y dos goles.

  • RONALDO DE ASSIS MOREIRA: el queridísimo “Dinho” llegó a la disciplina de la ciudad de la moda a la edad madura de 28 años, se diría que no era muy viejo ni muy joven a la hora de su llegada, pero todos sabemos esta historia con el hombre de la sonrisa y su adicción a la vida nocturna, en resumen, no hizo mucho para los 24 Millones de Euros que se pagaron por él.

Así pues, vemos que se invirtió dinero importante en salarios y fichajes que fácilmente hubieran servido para potenciar jóvenes estrellas, es decir pudo más el nombre y la historia que la realidad, de ahí que este Ferrari poderoso de 2007, se fue quedando en la carretera con diversos daños de componentes desgastados y sin recambio.

QUIEN MÁS ACAPARA NO ES QUIEN MÁS TIENE

Distinto a lo que se creería, el A.C. Milán ha contado con un presupuesto bastante respetable en los últimos años algo que,  por supuesto no ha correspondido con su nivel en las competiciones nacionales e internacionales. Entre los años 2007 a 2020 a nivel nacional, el Milán ha sido el tercer club que más ha gastado en fichajes con un total de 65 millones de euros sólo superado por el Inter de Milán en 145 millones y la Juventus por 545 millones, en este orden se entiende la hegemonía de la Vecchia Signora por su inversión pero no se entiende por qué se ha estado tan lejos del protagonismo de equipos como el Inter de Milán o de otros detrás del Milán como la Roma, el Napoli y hoy por hoy el modesto Atalanta que han tenido un presupuesto más limitado y un mejor rendimiento en varias temporadas en la Serie A.

Ahora, a nivel Europa la ecuación no cambia, Il Diávolo es el duodécimo club que más ha gastado en fichajes en los últimos 13 años superando ampliamente otros clubes de mejor rendimiento en la Champions como el caso de Bayern Múnich, el Borussia Dortmund, el Ajax y sus connacionales Roma, Napoli o Atalanta quienes a diferencia del Milán se han clasificado al menos a las últimas versiones de campeonatos europeos

Es decir, se han invertido en infinidad de jugadores, pero los resultados no se ven, además cuando se han traído jugadores de la talla de Bonucci o de Ibrahimovic en su primera etapa, no se procuró un sostenimiento en la plantilla, sin embargo, jugadores como Bacca, Higuain y Torres llegaron con bombos y orquesta y salieron muy rápido y mal parados de la fiesta pues no rindieron lo suficiente para vestir la casaca Rossonera.

 

SIN PROCESO NO HAY RESULTADO, SIN GESTIÓN NO HAY CUMPLIMIENTO

 

En el banquillo del Milán, la historia no es distinta al campo, el último entrenador que duró más tiempo en el rossonero fue Carlo Ancelotti, su llegada se dio en 2001 y su salida fue en 2009, es decir que permaneció 8 años al frente del club tiempo en el que conquistó ocho títulos distribuidos así:

  • 2 Serie A
  • 1 supercopa italiana
  • 2 UEFA Champions League
  • 2 UEFA Super Cup
  • 1 Mundial de Clubes

Después del querido Carlo, todo fue una puerta giratoria en Milán, ¡ONCE TÉCNICOS EN ONCE AÑOS!, con el agravante que de esa plantilla de técnicos, Massimiliano Allegri (2010-2014) duró cuatro temporadas, desfilaron por las toldas Milanistas nombres como Leonardo (2009–2010), Mauro Tassotti (interino-2014), Clarence Seedorf (2014), Filippo Inzaghi (2014–2015), Siniša Mihajlović (2015–2016), Cristian Brocchi (2016), Vincenzo Montella (2016–2017), Gennaro Gattuso (2017-2019), Marco Giampaolo  (2019) y el actual Míster Stefano Pioli, es decir la dirigencia del Rossonero no fue lo suficientemente competente para aguantar los procesos y decidió despedir a los técnicos que no dieron la talla (sin tener como ) y a no apoyar los procesos deportivos (sin tener con qué armarlos) y dejándose afectar por los resultados mediáticos (derivados de la propia mala gestión deportiva de la directiva) se culpó al niño por llorar y no a la mamá por pegarle, ojalá de eso no sufra el actual timonel que ha sido el único de esos once que parece que descifró el acertijo del diablo.

 

MUCHO TALENTO, POCO RESULTADO

Trece años de cosecha fructífera de superestrellas a nivel sub-23 y el Milán no supo potenciar y/o explotar a estas jóvenes promesas para provecho propio y en algunos casos las ha despreciado para que otro las aproveche, esta mala gestión se resume en estos casos:

  • ALEXANDRE PATO: una joven promesa brasileña de 17 años proveniente del internacional de Portalegre a cambio de 24 millones de euros, de este centro delantero se esperaba una gran evolución al punto de que fue varias veces titular de la selección absoluta brasileña, sin embargo el potencial que se le veía en aquellos tiempos nunca explotó y se quedó en promesa. En el rossonero permaneció hasta los 24 años cuando en enero del 2013 Corinthians pagó por su repatriación la suma de 15 millones de euros.

  • STEPHAN EL SHAARAWY la joven promesa ítalo- egipcia de 18 años proveniente del Génova a cambio de 20 millones de euros, de este extremo izquierdo también se esperaba una gran evolución, incluso en sus dos primeras temporadas en el rossonero estaba cumpliendo con las expectativas, sin embargo en la tercera campaña sufrió cuatro graves lesiones que lo alejaron, puesto que más de la mitad de la temporada estuvo por fuera, alcanzando 200 días y perdiéndose 39 partidos. Posterior a esa fatídica temporada 2013/2014 “el faraón” no pudo recuperar el gran ritmo con el que estaba antes de las lesiones y de a poco fue bajando su nivel al punto de ser cedido en calidad de préstamo al Mónaco y luego a la Roma para por ultimo recalar en el Shanghái Shenhua, su actual escuadra.

  • MARIO BALOTELLI en verano del 2012 el Milán lo compró al Manchester City a cambio de 20 millones de euros, en ese momento este centro delantero tenía 22 años y aunque ya en los Citizen mostraba indicios de su indisciplina aún se pensaba que estaban a tiempo de corregir su rumbo y explotarle ese gran potencial, aunque su rendimiento no fue decepcionante, tampoco fue el esperado. Finalmente en verano del 2014 fue vendido al Liverpool en 20 millones de euros recuperando así lo invertido pero con el sinsabor de perder una potencial estrella.

  • PIERRE EMERICK AUBAMEYANG en verano del 2007 proveniente del Bastia francés, el gabonés fue evolucionando hasta llegar al primer equipo donde nunca tuvo oportunidades, el club italiano no le abrió espacio y le cedió en calidad de préstamo al fútbol francés, primero al Lille posteriormente al Mónaco y por último al Saint Étienne donde finalmente fue vendido por la irrisoria suma de 2 millones de euros. Hoy en día y desde ese desaire, el gabonés ha demostrado de qué estaba hecho, este fue el típico caso del talento que se tuvo en las manos y no se supo explotar, que lo diga el Borussia o el Arsenal que gozaron de las travesuras de este chico milanista desperdiciado.

 

DÓNDE SE SACA Y NO SE ECHA, SE ACABA LA COSECHA

Lo último para el final, llegamos al Vesubio de este relato, al principal y mayor responsable de este desastre natural, a quien acabó con la Pompeya que era este club que hoy lucha por volver a brillar de las cenizas, el señor Silvio Berlusconi, máximo accionista en 10 de los 13 años analizados hasta aquí, no cabe duda de que la mejor época del rossonero fue durante su mandato, donde el Milán a nivel nacional, continental e internacional lo ganó todo cuanto pudo.

Sin embargo posterior a esa exitosa temporada 2006-2007, las prioridades de Il Cavaliere fueron cambiando, se dejó de invertir en el equipo, ya no se fichaban jugadores campeones sino que por el contrario se realizaban recambios como los 33 jugadores negociados con el Génova, interés derivado quizás por su cargo de Primer Ministro italiano hasta el 2011, luego de ello Berlusconi declararía no poder competir con los “petrodólares” haciendo referencia a los “nuevos ricos europeos” lo que lo llevó a decidir vender al equipo que un día fue el motivo de su corazón para latir, venta oficializada en 2017 a un grupo inversor chino liderado por Li Yonggang quien pagó a Berlusconi 740 millones de euros, una operación que alcanzó a ilusionar al hincha rossonero que de inmediato vio como el club por primera vez en su historia se gastaba 195 millones de euros en fichajes, ilusión que 12 meses después se desmoronó al descubrir la vergonzosa situación económica del club que fue puesto en manos del fondo de inversión estadounidense Eliot, quien fuera el avalista del préstamo un año atrás para adquirir el equipo, lo que resume que Berlusconi solo pensó en el beneficio propio de sus bolsillos, jamás en el beneficio deportivo del A.C Milán.

Pero bueno queridos lectores, queridos hinchas del Rossonero, hoy la realidad es distinta, podemos decir que el Milán de la mano de “IBRACADABRA” y sus cómplices está demostrando que de las cenizas se puede renacer y volver a gritar ¡¡Forza magico Milán!!

Que estas líneas sean ejemplo para que usted amigo que hoy me lee y que llegó hasta aquí sepa que de todas las dificultades se puede salir, que ese problema que hoy agobia será la fuerza del triunfo de mañana, así que ánimo y adelante que de esto salimos todos, unidos por el balón y el amor al fútbol por supuesto.

Con el gusto de siempre y el amor por el balón.

Jorge Andres Chaves Piñeros

Comentarios de Facebook

0
No Comments

Sorry, the comment form is closed at this time.